1011 Vistas |  3

Stan Lee: un hombre tan mítico como sus historias

Share this...

Ayer, 12 de Noviembre de 2018, falleció Stan Lee, el editor, escritor y cocreador de la mayoría de personajes más célebres de Marvel Comics. Deja un valorado acervo de historias y mitos; así como aciertos y desaciertos. Stan deja también un legado como uno de los escultores más importantes de la cultura pop de finales del siglo XX.


Hablar de Lee –cuyo verdadero nombre era Stanley Martin Lieber– es hablar de la historia del cómic en sí misma. Si bien su incursión aparece en esta palestra ya bien entrada “La edad de oro” de los cómics, Stan Lee se convertiría en elemento obligado para el estudio de un subgénero literario que, poco a poco, se convertiría en uno de los aportes artísticos más importantes de la época actual.

Corría el año 1940 y la editorial Timely Comics atravesaba un momento difícil. Entonces, un joven de veinte años comienza a trabajar ahí como ayudante de editor. Su objetivo era convertirse en un escritor a la altura de consagrados como Arthur Conan Doyle o Edgar Rice Burroughs. Por eso, con el temor de “ensuciar” su nombre, cuando se le encarga el guion de un cómic decide firmar bajo el nombre de Stan Lee. ¿El título? Una historia de dos páginas del Capitán América, la historieta creada por Jack Kirby y Joe Simon. Aquello fue un éxito y Lee comienza a hacerse de un nombre en el reducido circuito de los cómics.

Más adelante, durante los años sesenta, la editorial pasa a llamarse Marvel Comics. Lee entra en un hiato artístico que lo obligó casi a abandonar a Marvel. Sin embargo, su esposa –Joan Clayton–, le sugirió “hacer el comic que siempre había querido hacer”. De esta forma, Lee une su talento junto al de Steve Ditko para crear a Los 4 Fantásticos, que daría vida a “La edad de plata” de los cómics, además de catapultar la carrera de Lee y convertirlo en Redactor en Jefe de Marvel Comics. Es en esta posición que, junto a otros, crearían a la mayoría de personajes de La Casa de las Ideas.

Las historias de Lee contaban con elementos que volvían a las tramas fáciles de digerir y, sobre todo, de incrustarse en las fibras sociales de la cultura estadounidense, una sociedad que venía a despertar del letargo propagandístico de la Segunda Guerra Mundial. Por entonces, Estados Unidos comenzaba a cuestionarse la uniformidad del mensaje y la hegemonía del poder.

Es en ese momento que Stan the Man logra conectar con una generación de inadaptados, una camada que no era tan bélica como la de sus padres, una juventud que buscaban encontrarse en una estrenada sociedad de consumo y que, sobre todo, se sentía fuera de lugar. 

Las historias de Stan Lee hablaban de personas comunes con problemas comunes que, de pronto, se veían envueltos en situaciones que les convertían en súperhumanos. Si bien esto planteaba una solución para muchos de sus problemas personales, establecía un debate filosófico acerca del personaje: se cuestionaba su lugar en el mundo y el origen del bien mismo.

Los cómics entonces plantearon “superhéroes humanizados”, algo con lo que el lector podría identificarse. En sus páginas, veríamos problemas sociales como la segregación racial, la experimentación nuclear, entre otros; y aunque estos temas se podían tocar de forma superficial, era una excelente aproximación de la realidad que rodeaba a la audiencia de Estados Unidos.

Uno de los ejemplos más icónicos de este estilo fue la creación de La Bruja Escarlata, una mutante con problemas de bipolaridad y depresión que lucha con su personalidad suicida. Lee creó este personaje mientras enfrentaba estos problemas en la vida de su propia hija, Joan Lee.

“Las historias de Stan Lee hablaban de personas comunes con problemas comunes que, de pronto, se veían envueltos en situaciones que les convertían en súperhumanos. Si bien esto planteaba una solución para muchos de sus problemas personales, establecía un debate filosófico acerca del personaje: se cuestionaba su lugar en el mundo y el origen del bien mismo”.

 

En la larga lista de personajes en los que la creatividad de Stan Lee participó encontramos a Daredevil, Iron-Man, Doctor Strange, Los Cuatro Fantásticos y, el que quizá era su “consentido”: Spider-Man

Contrario de lo que se cree, si bien Stan Lee fue un importante elemento de Marvel Comics, no fue el único que ayudó a forjar la reputación de esta editorial. Este escritor contó con la suerte de tener talentosos dibujantes, guionistas y diseñadores que ayudaron a construir el imperio que es hoy en día.

Sin embargo, como redactor en jefe de la compañía, Stan Lee optó por un salto arriesgado: influyó en que Marvel fuera una de las primeras editoriales en transformarse en una compañía multimedia. Esta decisión fue adelantada a su época, una época que no estaba lista y que, junto a la explosión de la burbuja económica de los años ochenta, vio cómo sus acciones caían estrepitosamente.

Luego de casi dos décadas llenas de mercadería, figuras de acción, videojuegos y series de televisión, Marvel se encontraba al borde de la bancarrota. Para sobrevivir, optaría por vender los derechos cinematográficos de muchos de los personajes a distintas productoras como Universal, Sony Pictures y Paramount, entre otras. Y aunque no fue una decisión exclusiva de Stan Lee, al ser el rostro de la compañía, muchos dedos apuntarán hacia el escritor.

Todo esto terminaría con la adquisición de Marvel por parte de Disney, que la convertiría en una de las empresas más sólidas de la actualidad. Es en este universo cinematográfico que Stan Lee ve su popularidad –que antes era casi exclusiva a los circuitos de lectores de cómics– transportada a un nuevo nivel. Las películas de Marvel Studios contarían con un cameo de Stan que se convertiría en un emblema para las películas de la productora.

El trabajo de Stan Lee fue tan prolífico como exitoso. Su palmarés contaría con incursiones en el mundo de la televisión, cine e incluso en el manga de Japón.

En el año 2017, su esposa –y principal motor de su creatividad– falleció de un derrame cerebral. Stan Lee tenía 94 años, pasa al cuidado de su hija y amigos, quienes comenzarían una batalla legal en donde las acusaciones de abuso, explotación y escándalos rodearían los últimos días del célebre escritor de cómics.

Una mente llena de héroes y seres impresionantes solamente podría ser comparable con la vida misma de este autor. Stan Lee fue uno de los últimos escultores del imaginario colectivo, el mismo que una vez lo hizo sentirse avergonzado de firmar con su nombre, para optar por un pseudónimo.

Así como Homero al escribir “La Odisea”, Stan Lee contribuiría a la creación de un nuevo panteón de héroes y de epopeyas que, hasta el día de hoy, se siguen contando con asombro… ¡Excelsior!


5 cómics de Stan Lee que hay que leer

Fantastic 4 #! (1961)  

“Los Cuatro Fantásticos saltan a la acción como equipo por primera vez. A medida que aprendan a controlar sus nuevos poderes descubiertos, ¿será suficiente para detener la furia de La Mole?”.

Considerado como de las primeras historietas gráficas de “La edad de plata”, éste es “el cómic que Stan Lee siempre quiso hacer”. Se trata de la primera superfamilia de los cómics y uno de los títulos que lanzarían la carrera del autor al estrellato.

Fue publicado por primera vez el 8 de noviembre de 1961 y aún puede encontrarse disponible a la venta (digital y reedición impresa) en el sitio web de Marvel Comics.

Los Cuatro Fantásticos sería, con el paso del tiempo, una de las historietas más exitosas; una de tantas más que saltaría del papel al cartoon, a la televisión e incluso al cine..


The Incredible Hulk #1 (1962)

“¡Sé testigo del nacimiento del gigante de jade! El Hulk es el hombre más extraño del mundo. ¿Es hombre o monstruo? ¿O ambos?”.

En una versión adaptada de “Doctor Jekyll y El Señor Hyde”, Hulk se convertiría en el referente de la bestia noble, pero que a la vez puede ser implacablemente poderosa. Se trata de uno de los héroes más importantes del legado de Stan Lee.

La historieta fue publicada por primera vez el 1 de mayo de 1962. El precio original fue de $0.12 centavos de dólar.

Stan Lee hizo mancuerna con el dibujante Paul Reinman para contar por primera vez la historia del científico al que la ira lo lleva a liberar una fuerza extraordinaria.


Amazing Fantasy #15 (1962)

“¿Pensabas que el mundo se burlaría de Peter Parker, el tímido adolescente? Pronto te maravillarás con el increíble poder del Hombre Araña”.

Este es el cómic donde se presentaría a Spider-Man. Esta es la historieta donde conoceremos a Peter Parker, un joven que entra en contacto con una araña radioactiva y, al ser picado por esta, adquiere los poderes del “Asombroso Hombre Araña”.

Jack Kirby Steve Ditko fueron los dibujantes que apoyaron con sus trazos a la creación de Stan Lee. Spider-Man se convertiría con el paso del tiempo en uno de los personajes más queridos, no solo por su creador, sino por millones de fanáticos alrededor del mundo.

La historieta fue publicada por primera vez el 10 de agosto de 1962.


Tales of Suspense #39 (1963)

“¿Quién? ¿O cuál es el héroe más nuevo, más impresionante, más sensacional de todos los tiempos? ¡Iron Man! Él vive, él camina, él conquista”.

Este número marca la primera aparición de Iron Man, uno de los superhéroes más complejos y atractivos creados por Stan Lee.

Tony Stark es un acaudalado millonario que, luego de un accidente, decide construirse un traje especial que le dará impresionantes poderes.

Steve Ditko y Jack Kirby vuelven a trabajar junto a Stan Lee en los trazos de portada e historieta, pero también se incluye en los créditos a Don Heck.


The Avengers (1963)

“¿Puede el poder combinado de Los Vengadores derrotar a los siniestros hechizos de Loki, dios del mal?”.

La formación de “Los Héroes más poderosos de la Tierra” es el título que quizá deba considerarse como uno de los más importantes del legado de Stan Lee.

Si bien no es el primer crossover de superhéroes, sí representó un evento tan importante que cambiaría a los cómics para siempre.

Fue publicado el 10 de septiembre de 1963 y presenta la conjunción de poderes de los siguientes superhéroes: Thor, Hulk, Ant Man y Iron Man.

Share this...

¿TE HA GUSTADO EL ARTÍCULO?

Suscríbete al boletín y recibe cada semana los contenidos en tu email.


Tags

#Comics