1346 Vistas |  Like

“Hora de Dormir”: El EP de Cantalejo comentado canción por canción

Compartir...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this pagePrint this pageDigg thisShare on TumblrEmail this to someoneShare on LinkedInShare on Reddit

En la escena musical salvadoreña son pocos los proyectos donde la dirección creativa está a cargo de mujeres. Uno de estos es Cantalejo, la banda liderada por Natalia Alejandro.


Natalia es una cantautora de 27 años de edad. Su amor por la música inició durante su infancia, porque en su casa era normal que su padre tocara la guitarra para que ella y sus hermanos cantaran. Él también fue su primer mentor de canto. Durante el colegio hizo presentaciones con sus amigos en diferentes lugares, tocando covers.

En 2009, durante un concierto de la banda local Insomnio —de quien ella era asidua seguidora— conoció a algunos miembros del grupo Akumal. Tiempo después, ellos la escucharían cantar y la invitarían a su proyecto. Natalia grabó junto a Akumal el segundo LP de la banda, “Sivar”, en 2010.

En ese periodo creó un lazo de amistad con uno de los guitarristas de Akumal, Erick Chicas, quien la animaría a escribir sus propias canciones. En esa etapa también conoció a Jorge Lara, tecladista del grupo Brujo y productor musical, quien le ayudaría a consolidar sus ideas musicales.

Cantalejo es una agrupación salvadoreña liderada por Natalia Alejandro. Foto cortesía de la banda.

Cantalejo es una agrupación salvadoreña liderada por Natalia Alejandro. Foto cortesía de la banda.

Una vez fuera de Akumal, Natalia tomó su propio camino y entre 2010 y 2012 grabó seis canciones con diferentes músicos con quienes inició presentaciones como Cantalejo.  En esa primera formación pasaron reconocidos artistas como: Lenin Álvarez, Carlos Mendoza, Benjamín Portillo, Luis Cáceres y Jonathan García. En ese mismo periodo colaboró con diferentes bandas, como Los Tachos y Brujo.

Entre 2013 y 2015 hizo una pausa en la música para terminar la universidad y dedicar tiempo a su hijo. Pero en 2016 regresó a los escenarios con una banda de jazz. Eso la animaría a retomar su proyecto. Parte de la motivación también fue la insistencia de Gabriela Rivera (exvocalista de Cartas a Felice) y Sebastián Sol (vocalista de La Cosa Encantada).

Así fue como volvió a cantar sus canciones, presentándose como Natalia Cantalejo. Luego, con el apoyo de Frank Villalta (líder de Tónico 86), volvió al estudio para sumar las últimas dos canciones de su EP. El estudio elegido fue Genuino Estudios, de Roberto Martínez.

Natalia también consolidó la nueva alineación de Cantalejo con: Aldo Merino (batería), Javier Rosa (teclado), Gabriel Guevara (guitarra líder), Fabricio Méndez (bajo) y ella en la voz y guitarra.

Las influencias musicales de Natalia para este EP fueron Javiera Mena, Natalia Lafourcade, Ximena Sariñana, Elizabeth & The Catapult, Leona Naess y Rachael Yamagata.

El EP lleva por nombre “Hora de Dormir”. Consta de cinco canciones y fue publicado este mes. El disco mantiene un tono melancólico y honesto, gracias a la destacada voz de Natalia; pero al mismo tiempo resulta fresco y musicalmente fino. 

La líder de Cantalejo habló con Revista Factum y comentó cada una de las canciones de “Hora de Dormir”.

Hora de Dormir

“Es una canción super cortita, de dos minutos. A mí esa canción me surgió de estar con alguien que a mí me gustaba mucho pero que sabía que eso no iba para ningún lado, pero así de nada, en absoluto. La letra habla del sinsabor y dice bien impersonalmente las cosas que pudieron haber sido, pero no tenían color, sabor, no tenían nada. Era bien yuca estar en eso, porque a mí me gustaba, pero no iba para ningún lado, ni siquiera unos cuantos meses. Es la resignación de decir: «bueno, ni modo». Llega al final un punto de negación de «ay, quisiera que esto no fuera así»… entonces mejor durmámonos y nunca nos despertemos.”

Lo que queda

“«Lo que queda» va sobre cuestiones mías, pero también sobre cosas de mis mejores amigas. Recuerdo que estábamos en un lugar comiendo y cada una tenía un su relajo amoroso y todas íbamos en esa línea, ya con la reflexión filosófica de «qué difícil soltar algo, qué difícil despegarse».  Me fui pensando en eso y así surgió la canción. La canción habla sobre esa dificultad de despegarse y soltar a esa persona con la que uno llega a un punto de decir: «¿sabés qué? Mejor vos decí que ya no, porque a mí sí me cuesta un montón».”

Hoy me quiero dormir temprano

“Es cuando ya empezás a desilusionarte de una relación y donde ya te empiezan las cóleras con la otra persona, que se dejan esperando. La canción habla de cuando uno le está dando vueltas a eso y llega la noche y ya ni se duerme por estar pendiente de lo que dijo, sobre todo en esta época donde estás pendiente de si se conectó, de si me habló… Todas esas cosas que causan un gran malestar, enferman. Es un sentir común, un decir común, de «yo mejor me voy a dormir»… Por ahí va.”

Al atardecer

“Esta no tiene que ver con nada de amor. Creo que es de mis favoritas porque no tiene que ver con ese problema. A mí me gusta el atardecer, me gusta ese momento del día. Desde pequeña, yo me acuerdo —cuando yo vivía en San Miguel—, me agarró una época en que yo todas las tardes subía a la terraza a ver el atardecer y de mi casa se veía todo el volcán, muy cerca. A mí eso me gustaba un montón. Por lo general me gusta ese momento y siento que tuve la suerte de poder transmitirlo, poder escribirlo y que saliera la canción. Es algo muy personal. A mí me gusta todo lo que dice y como suena. Yo me compro el disco por esa canción… Ja, ja.”

Tu canción

“Todas las anteriores las había escrito hasta el 2012, pero «Tu canción» la escribí este año y habla de la persona con la que estuve saliendo este año. A mí me pasó que luego de terminar una relación larga y muy significativa —pues, tuvimos un hijo— sentí como: «Dios mío, de aquí a que vuelva a querer a alguien, de aquí a que vuelva a sentir eso, ¡jamás!». Pero sucedió que justo a inicios de año… Ja, ja… Conocí a esta nueva persona y fue como «Aaaaah, otra vez», para mí fue inesperado y extraño porque fue muy rápida la forma en que se dio. Entonces una noche, después de estar hablando con él, me llamó la atención una frase y pensé que sería bonito hacer una canción sobre eso porque me sentía demasiado feliz. Eran como las 02:00 a.m. cuando la empecé a escribir en el teléfono y me salió toda la letra. A los dos tres meses ya tenía bien la música de la canción. Básicamente de eso habla, de esa sorpresa, de esas cosas inesperadas de volver a sentir chivo cuando creías que ya no. El título también me gusta un montón porque, al principio, yo solo le había puesto la fecha de cuando la había escrito, pero un día le conté: «fíjate que hice esta canción y es por vos y no sé qué…» y le dije que la iba a grabar. Y siempre le decía: «a tu canción le voy a hacer esto», «estamos pensando meterle esto a tu canción». Y así fue como dije que así se llamaría.”


Fanpage: https://www.facebook.com/Cantalejosv/?fref=ts

Web: http://www.escantalejo.com/

Compartir...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestBuffer this pagePrint this pageDigg thisShare on TumblrEmail this to someoneShare on LinkedInShare on Reddit

Tags

#Música